Ex director del grupo MAS, de Odebrecht, es buscado en Brasil por corrupción; está prófugo

Por Daniela Jácome/

Veracruz, Ver. Periodistas brasileños en conjunto con algunos de México han realizado trabajos de investigación desde hace más de 6 meses para documentar el actuar de la empresa Odebrecht involucrada en graves actos de corrupción en América Latina entre los que se encuentran México, Brasil y África.

Un ejecutivo de la Odebrech, ya fue acusado y consignado por el supremo tribunal de Brasil por los delitos de corrupción y sobornos a un gobernador brasileño al cuál le entregó 3 millones de dólares, a fin de construir una hidroeléctrica en el año 2013, este mismo personaje llegó a Veracruz como representante legal de la misma empresa a Veracruz para realizar un negocio de electricidad mismo que Javier Duarte les aprobó junto con el gobierno federal; finalmente negocio que no se concretó pero los permisos siguen vigentes.

Antes de irse del gobierno estatal, Javier Duarte de Ochoa dejó aprobada por 30 años la concesión del manejo del agua en la zona conurbada Veracruz y Medellín a esta misma empresa Odebrecht con Aguas de Barcelona, que juntas conformaron Grupo MAS.

Javier Chuman Rojas, quien fuera directivo de Grupo MAS dede julio del 2015 hasta principios de este año, es investigado consignado en Brasil por fraude y lavado de dinero, él fue el encargado de representar a Odebrech en el norte de Ángola, África. Está acusado por blanqueo de dinero en una de las investigaciones contra el ex presidente brasileño Luis Inácio Lula da Silva, de acuerdo con el expediente obtenido por Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI).

El ayuntamiento de Veracruz, presidido por un priista amigo de Javier Duarte; Ramón Poo Gil, anunció la licitación internacional para el manejo del agua, donde se inscribieron empresas entre ellas Odebrecht y Aguas de Barcelona,en 2015, donde el fallo fue prácticamente express, para este entonces ya era de dominio público la información del escándalo de corrupción en Brasil, pese a esto les fue otorgado el manejo del agua, dejando a más de mil 500 empleados sin trabajo y que al momento siguen sin liquidar.

El 10 de julio del 2015 el Congreso de Veracruz oprobó privatizar el agua de Veracruz y Medellín otorgando la concesiòn por 30 años al grupo brasileño Odebrecht.

Al respecto, el alcalde de Veracruz, Ramón Poo Gil negó que existan actos de corrupción en la concesión del Grupo MAS, y señaló que Chuman Rojas ya no funge como director.

“Creo que entendiste mal, no hablan de grupo MAS, ni de la concesión, si no de grupo Odebrecht en cuestión de PEMEX,  y en cuestión de la constructora vuelvo a repetrir Odebrecht ambiental es una empresa diferente a lo que está sucediendo aquí”, afirmó el alcalde de Veracruz en torno al grupo MAS.

A continuación parte de la investigación que realiza la organización Mexicanos contra la corrupción y la impunidad de los periodistas Raúl Olmos y Daniel Lizárraga:

El ex gobernador Javier Duarte puso el agua potable del puerto de Veracruz y un proyecto de generación de energía eléctrica en manos de dos personeros de Odebrecht que son acusados de sobornos y lavado de dinero en Brasil.

Como mandatario estatal, Duarte decidió que el gobierno veracruzano se asociara con filiales de la constructora brasileña que esta semana ha recibido en Estados Unidos la multa más grande de la historia por actos de corrupción. La sanción asciende a 2 mil 600 millones de dólares.

El político, detenido el sábado en Guatemala, jugó un papel clave para que se concesionara a Odebrecht durante 30 años -en un proceso plagado de irregularidades- el servicio de agua para los municipios de Veracruz, Boca del Río y Medellín. En esa operación también participa un consorcio catalán.

Asimismo, Duarte asoció a la administración que presidió de 2011 y hasta octubre del año pasado, en un proyecto de generación eléctrica y de abasto de agua en Xalapa, en la que su gobierno aportaría 355 millones de pesos en alianza con Odebrecht.

En esas operaciones, los socios de Duarte fueron Javier Chuman Rojas y Eduardo de Melo Pinto, quienes están procesados en el sumario de Lava Jato, la mayor operación judicial anticorrupción que ha sacudido a Brasil desde el año 2014 con más de 100 políticos involucrados en la asignación de contratos públicos a favor de un cártel de empresas, entre las que se encontraba la constructora Odebrecht, la cual extendió su red de sobornos a 12 países en América Latina y África, incluido México.

En la causa judicial que se sigue contra Odebrecht en el caso Lava Jato aparecen acusaciones contra Chuman Rojas, ex directivo del Grupo Metropolitano de Agua y Saneamiento (MAS) de Veracruz, y De Melo Pinto, fundador y consejero de tres empresas que Odebrecht creó en Xalapa en 2013 para aliarse con el entonces gobernador Javier Duarte, revela una investigación de Mexicanos contra la Corrupción y la Impunidad.

A Chuman Rojas se le acusa de haber participado en una red de corrupción en África, mientras que De Melo Pinto es involucrado en el pago de un soborno de 3 millones de dólares a un político brasileño.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*