Deshojando la Margarita

Margarita Zavala Gomez y el diputado local del PAN, Sergio Hernández/Fotover

Por Francisco Blanco Calderón/

SHOW   DEL   “ F3M”

El Frente Ciudadano por México, “frente de las tres mentiras -F3M-  no es frente, sino alianza de partidos, no es ciudadano, sino partidista, y no va por México sino por los intereses de las cúpulas participantes”: PAN, PRD y MC. (Julio Hernández. Astillero. La Jornada).

Postulan un México distinto ¿y Fox, Calderón  y  los chuchos, apá?, pugnar por un México sin corrupción junto a los corruptos. “construir una coalición de carácter electoral que nos permita tener un Gobierno con mayoría estable para llevar el país a un cambio” que logre que todo siga igual. El cambio sin cambio, hermano.

Dante Delgado arrastra al abismo al  Movimiento Ciudadano, al abandonar la posibilidad de impulsar un candidato ciudadano de altura,  como el ex rector Juan Ramón de la Fuente, o el defensor de los derechos humanos Emilio Álvarez Icaza o la periodista Denise Dresser. Dante festina su nueva figura  pública, siempre,  al lado de Jesús Ortega, cacique de los chuchos, causante directo de la prostitución del PRD. Refugiarse en la dualidad perversa del PAN y PRD es indignante de quién como estudiante se alimentó de las tesis de Salvador Allende, como funcionario educativo del pensamiento de Don Gonzalo  Aguirre Beltrán  y en la política, con la leyenda, Fernando Gutiérrez Barrios.

Mientras, tanto la comedia apenas comienza:  la Margarita de Calderón se fue del PAN, Felipe, su consorte, exclama “a donde ella vaya, yo iré”  y menos con la remota posibilidad de duplicar la pensión vitalicia, guardias de seguridad, apoyo  en vehículos, gastos de viaje, seguros de vida, colegiaturas escolares etc.

El show apenas comienza. Los de la derecha recalcitrante e institucional: Margarita, el Bronco, Pedro Ferriz,  Armando Ríos Piter, Jorge Castañeda, y “asegún se den las cosas”  se pueden sumar a la lista Osorio Chong y Moreno Valle.

El abogado Diego Fernández de Cevallos ya trabaja para el proyecto presidencial del dirigente del Partido Acción Nacional (PAN), Ricardo Anaya, quien lo designó su representante ante el Frente Ciudadano por México (FCM), la alianza con los partidos de la Revolución Democrática (PRD) y Movimiento Ciudadano (MC). Designación negada, fui como asistente no  representante,  dijo el subjefe Diego, con  la  clásica de Pedro Infante: “Si te vienen a contar/ cositas malas de mi/manda todos a volar/ y diles que yo no fui”

Diego Fernández de Cevallos, el subjefe, obediente a su  jefe de jefes Carlos Salinas de Gortari, dejó de ser  candidato presidencial del PAN en 1994, pero mandó quemar todas las papeletas de 1988, “es amigo del principal consejero político de Anaya, Santiago Creel Miranda, ambos enemigos políticos de Felipe Calderón, cuya esposa, Margarita Zavala, también aspira a la candidatura presidencial. Amigo de los priistas,  Peña Nieto y   Salinas de Gortari, acusado de tráfico de influencias y corrupción, inclusive por panistas, Fernández de Cevallos tiene meses como asesor de Anaya, pero no había asumido una representación personal o partidaria hasta ahora ante el Frente. El exdiputado y exsenador ha defendido a Anaya de los señalamientos de supuesta corrupción del diario El Universal y de la derrota en el Estado de México que le reclamó Zavala, quien exigió- sin lograrlo-  al líder panista que el candidato presidencial del FCM sea producto de una elección abierta. (Álvaro Delgado Proceso).

El Frente de las tres mentiras deja entrever las componendas, conocidas  antes como las concertacesiones del PRI y el PAN, para llegar a acuerdos cupulares que distraigan a la ciudadanía  mediática, religiosa y políticamente manipulada y manipulable. El PRIANRD va de frente con su frente para preservar el neoliberalismo.

JOVENES AL RESCATE DE MEXICO

El papel de la juventud conformada por estudiantes, trabajadores, campesinos, esa que se volcó ante la desgracia de los sismos del 7, 19  y  23 de septiembre en la ciudad de México, Oaxaca, Chiapas, Morelos, Puebla y Guerrero, principalmente. Jóvenes que se ofrecieron de voluntarios, rescatistas, donadores, de los cientos de fallecidos, los miles de damnificados sin hogar, trabajo, educación y bienestar personal y social. Jóvenes de ambos sexos, de distintas ocupaciones, niveles escolares o situación económica. Esos jóvenes que se volcaron en las calles a conmemorar la matanza del 2 de octubre de 1968, que continúan exigiendo justicia a los 43 desaparecidos de Ayotzinapa, que claman, con rabia la desaparición de miles de ellos, que se enardecen con la violación, asesinato de cientos de jovencitas a lo largo de todo el país. De los masacrados en Atenco, San Fernando, Aguas Blancas, Acteal, Tlatlaya, Iguala. Los niños muertos del ABC,   por la estupidez institucional y la impunidad familiar en Sonora. Los casos más graves en Morelos, Tamaulipas, Guerrero, Veracruz, Oaxaca, estado de México, Sinaloa, Coahuila.

Jóvenes que están viendo esfumar su destino por la constante privatización del país en energía, alimentos, costas, playas, bosques por las reformas que aprueban los partidos políticos como el PRI, PAN, PRD, Verde, Panal, PES y ahora MC, para entregar los recursos de la Nación al capital trasnacional.

A esos jóvenes que expusieron su fuerza, inteligencia y valor y  con su participación y voluntad  lograron impedir que la desgracia fuese mayor.

La incapacidad, voracidad  y mendacidad de funcionarios públicos, legisladores, dirigentes partidistas y empresariales se volcaron para la desviación del esfuerzo ciudadano de apoyar a miles de damnificados por los acontecimientos recientes.

A una parte de esos jóvenes, Jorge Ramos Ávalos, periodista de UNIVISION, les  pidió a los que no sean neutrales, que no le dejen la política a los políticos y usen su voz para proponer, porque todos merecen un país muchísimo mejor que el que han dado los gobernantes en turno. “Enlódense de política’, sobre todo si no les gusta. Tienen la  enorme   responsabilidad  de transformar el futuro del país.   A ustedes les toca proteger y cambiar a México. Su generación es del rompimiento”.

Es evidente La fantasmagórica de la FuerzaMéxico, en donde todos unidos: gobierno federal, organizaciones empresariales, partidos políticos, banca, asociaciones civiles domesticadas, acuden a la reconstrucción nacional   con sospechosa caridad cristiana, con filtros de la dianetica y la doble moral institucional, junto a Vamos México, Dignificación de la política convertida en Yo con México. En donde primeras damas del panismo, Martha de Fox  y Margarita de Calderón han aspirado a la primera magistratura sin la más mínima experiencia política y administrativa. El desastre, por sismos y huracanes, puestos en la mesa de la ficticia de transformación, dentro del proceso electoral del 2018.

 

Comentarios

  1. El tal Jorge Castañeda es un hipócrita… en campaña, y con la gente que lo puede ayudar es muy -disque- wena onda, pero en realidad es un vil déspota.
    (Igual que el mierda de Juan Villoro … caca arribista)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*