Crece 40% en México casos de hígado graso

Consumo excesivo de café, dulces, pan, refrescos de toda clase, comida frita y chatarra, los principales causantes del hígado graso
- en Salud

Ciudad de México.- Mary Ramirez/ Naturópata

Ante el acelerado incremento de los casos de hígado graso en el país, es importante que cambie su dieta, consuma mas agua, realice ejercicio y se realice las depuraciones hepática para limpiar el sistema biliar y poder recuperar la salud de este importante órgano al 100%.

El hígado es el segundo órgano más grande del cuerpo humano después de la piel y cumple con más de 5000 funciones en el organismo, por lo que es importante controlar problemas como obesidad, hipertensión, triglicéridos o colesterol, para evitar riesgos de padecer cirrosis o cáncer.

De acuerdo con la empresa dedicada a la fabricación de medicamentos para tratar el sobrepeso y la obesidad, Medix, en los últimos 10 años se ha incrementado 40 por ciento el número de pacientes con hígado graso en México y 90 por ciento de las personas que padecen obesidad mórbida corren el riesgo de tener hígado graso no alcohólico.

Refirió que esta enfermedad consiste en la acumulación de grasa en dicho órgano, ocasionando que en las zonas afectadas la coloración se torne café-amarillento, conocido como esteatosis hepática.

Señaló que si este problema no se detecta de manera oportuna aumenta el riesgo de padecer cirrosis y llegar hasta cáncer de hígado, y precisó que uno de los causantes del hígado graso es el Síndrome Metabólico, el cual conjunta obesidad, diabetes, hipertensión y alto nivel de triglicéridos o colesterol.

Si usted tiene hígado graso sufrirá en breve dolores articulares, de cabeza, obesidad y otros muchos problemas de salud.

La firma aclaró que en etapas tempranas, la enfermedad no presenta síntomas y cuando lo hace se manifiesta con fatiga, dolor o sensación de llenura abdominal, pérdida de peso y debilidad, en tanto que mediante la biopsia hepática se considera el mejor medio para diagnosticar y conocer la extensión del daño.

En México, comentó, la cirrosis y otras enfermedades crónicas del hígado son la tercera causa de muerte en la población en general, y se estima que en los próximos años constituya un problema de salud importante.

Precisó que el hígado pesa aproximadamente 1.5 kilos, su tonalidad va de rojo oscuro al marrón y es el único órgano capaz de regenerarse cuando está sano. Entre sus funciones está la de limpiar la sangre de impurezas, eliminándolas a través de la orina y las heces fecales.

Indicó que este órgano se encarga de degradar los nutrientes tomados de los alimentos y suministrar la energía requerida para las funciones del organismo, ayudando a la formación de algunas vitaminas y minerales, como las vitaminas A, D, B12 y el hierro, entre otros.

Con el fin de apoyar el diagnóstico temprano de hígado graso, la empresa Medix, ha visitado cinco estados de la República cubriendo 17 ciudades, entre ellas Ciudad de México, Guadalajara, Monterrey, Puebla y Huatulco, donde ha realizado pruebas a siete mil 179 personas, de las cuales tres mil 999 han dado positivo al padecimiento.

De acuerdo a la medicina natural china, el hígado graso es el primer paso de un hígado que sufrirá de cirrosis hepática. Es el primer escalón en la predisposición de un cáncer de hígado. Puede sufrir cirrosis aún si nunca tomó una sola gota de alcohol.

Si usted padece hígado graso puede revertir el problema realizando lo siguiente:

1.- Comprar berenjenas. Picarlas en trozos, ponerlas a hervir y tomar todo el día como agua de tiempo. Se toma el agua colada al tiempo durante al menos 1 año.

2.- Cambiar su dieta. Un hígado graso es producto de una dieta elevada en grasas, consumo de carnes rojas, embutidos, enlatados, cafés, refrescos dulces y pan refinado. Así como el consumo de comida chatarra, pizzas, hamburguesas, tortas, etc. cenar después de las 7 de la noche.

3.- Consuma muchas frutas y verduras. La fruta que beneficia al hígado es la manzana. Puede comerla todo el tiempo que quiera. Hortalizas, verduras de todas las clases y demás.

También lo benefician los cítricos en todas sus presentaciones y los tes amargos.

4.- Consumir al menos 2 litros de agua por día.

5.- Realizar actividad física que le permita sudar.

6.- Manejar la ira, el enojo con precaución. La emoción que daña al hígado en exceso es la ira. Si usted se molesta todo el tiempo por cualquier cosa sin importancia, predispone a dañar este órgano tan importante para una extraordinaria salud. Una persona que siempre está irritada, contribuye a dañar su sistema hepático que incluye a la vesícula biliar. Hígado y vesícula trabajan acoplados, uno no puede realizar el trabajo sin el otro.

7.- Realizar su limpieza hepática al menos dos veces por año. Con estas purgas de sales, aceite de oliva y jugo de toronja usted puede tener un hígado completamente renovado. Necesita realizarse 6 limpiezas y su hígado vuelve a estar al 100%.

Si sufre de hígado graso puede comunicarse al número 55 18315776 donde una servidora le guiará sobre cómo puede depurar su sistema biliar con el apoyo de sales y productos naturales. Tendrá una salud envidiable, bajará de peso, se sentirá de maravilla y recuperará su energía absolutamente.

Gracias por su atención a este mensaje.

 

 

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.