Hoy se conmemora el día Internacional del Periodista

Imagen de Julius Fucik y Gusta Fucíková
- en Cultura

Xalapa, Ver.-  Este 8 de septiembre se conmemora el Día Internacional del Periodista, un homenaje que recuerda en al periodista checo Julius Fucik, ejecutado por los nazis el 8 de septiembre de 1943. Su reportaje “Al pie de la horca”, fue sacado hoja por hoja de la cárcel y fue publicado en 1945. Este escrito ha adquirido resonancia internacional y ha sido traducido a más de 80 idiomas. Fucik recibió a título póstumo el Premio Internacional de la Paz en 1950.

Las semanas después de ser detenido por la Gestapo, el periodista checo Julius Fucik las pasó debatiéndose entre la vida y la muerte en la celda 267 de la prisión de Pankrác, en la Praga ocupada. Estando entre los intelectuales más influyentes de su país, como escritor y crítico literario, se había convertido durante la ocupación en uno de los líderes del Partido Comunista y de la resistencia antifascista. Su detención se produjo el 24 de abril de 1942, en lo que él mismo recordaba como “una hermosa y templada noche de primavera”. Un mes después, preso y poco a poco recuperado de las torturas del recibimiento, uno de los guardias de las SS en la prisión se le acercó y registró sus bolsillos. El guardia, sin inmutar su gesto ni detener su registro, le preguntó en voz baja: “¿Qué le ocurre?” Fucik respondió: “Me han dicho que mañana seré fusilado”. El guardia: “¿Y le ha impresionado?” Fucik: “Contaba con ello”. El SS comprobó la doblez de las solapas de su chaqueta y dijo: “Es posible que lo hagan. Si no mañana, más tarde. O quizás no. Pero en los tiempos actuales… es bueno estar preparado…”. El vigilante se quedó un momento en silencio, luego continuó: “…por si acaso, si quiere usted enviar un recado para alguien… o si quiere escribir… No para ahora, ¿comprende? Sino para el futuro: cómo ha llegado aquí, si alguien le ha traicionado, qué conducta observaba de éste o aquél… Para que todo lo que usted sabe no se marche con usted…”.

Julius Fucik no dio ninguna respuesta. Al cabo de unos minutos el guardia le trajo un pedazo de papel y un lápiz. No se podía albergar otra opinión que no fuera la de que aquello era una trampa. ¿Esperaban los nazis que confiara en aquel gesto para ver si podían descubrir información de valor sobre algo de lo que él pudiera sentirse tentado a dejar por escrito? Fucik escondió el papel y el lápiz, con la intención de no utilizarlos jamás. Un año después, escribiría en ellos: “Era demasiado hermoso, no podía tener confianza. Demasiado hermoso encontrar aquí, en esta casa sombría, unas semanas después de tu detención, a un amigo que, con el mismo uniforme de aquéllos que no tienen para ti más que gritos y golpes, te da la mano para que no perezcas sin dejar huellas, para que puedas dejar un mensaje a los hombres del futuro, para que puedas hablar, al menos por un instante, con los que sobrevivirán y alcanzarán la liberación. […] El estado de sitio fue levantado, los gritos son más débiles y los momentos crueles han pasado a ser recuerdos. Y fue otra vez por la tarde, al volver del interrogatorio. El mismo vigilante apareció delante de mi celda. Parece que ha escapado usted. ¿Qué tal? —Y me miró con ojos escrutadores— ¿Estaba todo en orden? Comprendí bien su pregunta. Me afectó profundamente. Y me persuadió, más que ninguna otra cosa, de su honestidad. Sólo un hombre que tiene derecho interno a hacerlo podía preguntar así. Desde entonces deposité en él mi confianza. Era un hombre nuestro”.

El guardián de las SS se llamaba Adolf Kolínsky y era un joven checo que se había hecho pasar por alemán para tratar de ayudar a sus compatriotas presos. Fucik lo describió así: “A primera vista: una persona enigmática. Marchaba por los pasillos solo, tranquilo, reservado, alerta, observador. Jamás se le oyó gritar. Jamás se le vio pegar. […] Todo en él le señalaba como diferente a los demás. Difícilmente hubieras podido definir por qué. Hasta ellos mismos lo advertían, pero nunca pudieron captarlo”. Durante el tiempo que Fucik estuvo en la cárcel y Kolínsky supo quién era se dedicó a proveerle de papel y sacar clandestinamente cada uno de los legajos que el periodista escribía. Fueron ciento sesenta y siete hojas en las que Julius Fucik dejó uno de los relatos más escalofriantes sobre la clandestinidad y las duras condiciones de las cárceles nazis de los países ocupados.

Reportaje a pie de horca, las memorias de amor y guerra durante la ocupación nazi de Praga, constituyó durante años un testimonio de primera mano del horror nazi, un libro a la altura y de la difusión que las memorias de Primo Levi, pero con el valor emocional añadido de tratarse del escrito de quien no consiguió sobrevivir al nazismo y ver su derrota en la guerra.

Gusta Fucíková, la esposa de Fucik, prisionera en el campo de concentración de Ravenbrück al mismo tiempo que su marido estaba preso en Pankrác, consiguió sobrevivir y fue liberada en mayo de 1945. Para entonces ya sabía que Julius había sido condenado el 25 de agosto de 1943 y ejecutado el día 8 de septiembre del mismo año en Berlín. También le había llegado el rumor de que había escrito algo en la cárcel. A su salida, Gusta consiguió reunirse con Adolf Kolínsky, y reunir el manuscrito disperso de su marido, que se inicia de la siguiente manera:

“Praga, septiembre de 1945. Escrito en la cárcel de la Gestapo en Pankrác; durante la primavera de 1943.

Estar sentado en la posición de firme, con el cuerpo rígido, las manos pegadas a las rodillas, los ojos clavados hasta enceguecer en la amarillenta pared de esta cárcel del Palacio Petschek no es, en verdad, la postura más adecuada para reflexionar. Pero, ¿quién puede forzar al pensamiento a permanecer sentado en posición de firme?

Alguien, un día —quizá nunca sepamos quién ni cuándo— llamó a este cuarto del Palacio Petschek: la “sala de cine”. ¡Qué ideal tan genial! Una amplia sala, seis largos bancos, uno tras otro, ocupados por los cuerpos rígidos de los detenidos, y ante ellos un muro liso, como una pantalla cinematográfica. Todas las casas productoras del mundo no han llegado a hacer la cantidad de películas que sobre esta pared han proyectado los ojos de los detenidos en espera de un nuevo interrogatorio, de la tortura, de la muerte”.

Es uno de los comienzos literarios más poderosos y espeluznantes que se puedan armar con palabras normales. Las frases de Fucik delatan, nada más empezar, al periodista, veloz y capaz de transmitir con el lenguaje más sencillo una realidad terrible. Se trata del periodismo más puro y verídico, el que hace que el lector comprenda en lo más hondo el drama narrado. “Cien veces he sido aquí espectador de mi propia película, mil veces he seguido sus detalles. Ahora trataré de explicarla. Y si el nudo corredizo de la horca aprieta mi cuello antes de terminar, quedarán todavía millones de hombres para completarla con un happy end”. (Tomado de drugstoremag.es)

También se recuerdan los siguientes hechos históricos:

Un 8 de septiembre nacieron figuras de la cultura como el poeta Ludovico Ariosto y los compositores Anton Dvorak y Jaime Nunó; murieron el escritor Francisco de Quevedo, el músico Richard Strauss y el pintor André Derain.

1474.- Nace el poeta italiano Ludovico Ariosto, quien influye en la literatura renacentista con su obra “Orlando furioso”, continuación de “Orlando Enamorado”, de Matteo Maria Boiardo. Muere el 6 de julio de 1533.

1504.- El pintor y escultor italiano Miguel Angel Bounarroti presenta su escultura de mármol “El David”, de más cinco metros de altura, la cual se exhibe en el Museo de la Academia, en Florencia.

1645.- Muere el escritor español Francisco de Quevedo, una de las figuras más complejas e importantes del barroco español, quien usa la sátira y la burla para criticar a la sociedad de su época. Autor de “La vida del Buscón llamado don Pablos”, “Los sueños” y “Marco Bruto”, entre otras obras. Nace en septiembre de 1580.

1824.- Nace el compositor español Jaime Nunó Roca, autor de la música del Himno Nacional Mexicano. Muere el 18 de julio de 1908. Sus restos descansan en la Rotonda de las Personas Ilustres.

1830.- Nace el poeta francés Frederic Mistral, Premio Nobel de Literatura 1904. Su poema pastoral “Mireya”, escrito en lengua provenzal, obtiene el premio de poesía de la Academia Francesa. Muere el 25 de marzo de 1914.

1841.- Nace el compositor checo Anton Dvorak, quien concibe una estética musical nacionalista con forma clásica. De sus obras sobresalen “Rapsodias Eslovénicas” y “Sinfonía número 9”. Muere el 1 de mayo de 1904.

1852.- Nace el pintor, escritor y crítico de arte español Jacinto Octavio Picón, ubicado dentro del naturalismo. En su narrativa aboga por una escala de valores hispánica más abierta, progresista, cosmopolita y profeminista. Muere el 19 de noviembre 1923.

1873.- Nace el narrador, poeta y dramaturgo francés Alfred Jarry, integrante de la última generación simbolista francesa. Su obra cumbre, “Ubú rey”, es considerada antecesora directa del teatro del absurdo. Muere el 1 de noviembre de 1907.

1894.- Muere el científico alemán Hermann von Helmholtz, quien enuncia la ley de conservación de la energía, uno de los axiomas fundamentales de la física. Nace el 31 de agosto de 1821.

1900.- Nace en Chihuahua, México, la soldadera Adela Velarde “La adelita”, destacada activista revolucionaria que se incorpora como enfermera a la Asociación Mexicana de la Cruz Blanca. Muere en Estados Unidos en 1971.

1933.- Nace el arquitecto e historiador mexicano Manuel González Galván, una de las voces más prominentes de la transformación arquitectónica de su natal Morelia, Michoacán, destaca también como artista plástico, fotógrafo y denotado investigador de arte mexicano. Muere el 20 de diciembre de 2004.

1949.- Muere el compositor y director de orquesta alemán Richard Strauss, autor de óperas como “El caballero de la rosa”, “Así hablaba Zaratustra”, “Ariadna de Naxos”, “La mujer sin sombra” y “Elena egipcia”, entre otras. Nace el 11 junio de 1864.

1954.- Muere el pintor e ilustrador francés André Derain, artista controvertido muy criticado en su época por su obra calificada por los especialistas como desigual. Diseña también decorados y vestuarios de ballet. Nace el 10 de junio de 1880.

1974.- Muere el tenor heroico alemán Wolfgang Windgassen, perteneciente a una familia de cantantes. Lidera el cambio generacional en la década de 1950 con una voz portentosa, sustituyendo a Lauritz Melchior y Max Lorenz, como máximo representante del canto wagneriano. Nace el 26 de junio de 1914.

1997.- Muere el arqueólogo italiano Sabatino Moscati, divulgador de la cultura fenicia. Nace el 24 de noviembre de 1923.

2002.- La construcción de un oleoducto en la región de Basilicata, al sur de Italia, permite el hallazgo de 100 sitios arqueológicos que pasan a enriquecer el mapa de la zona llamada “Magna Grecia”.

2003.- Muere la fotógrafa y cineasta alemana Leni Riefenstahl, célebre por sus producciones propagandísticas durante la Alemania nazi, que no obstante sientan escuela por su belleza y fuerza. Nace el 22 de agosto de 1902.

2004.- Muere el poeta español Manuel María Fernández Teixeiro, integrante de la Real Academia Gallega, considerado como una referencia en el panorama literario de Galicia, al ser autor de una extensa obra en idioma gallego. Nace el 6 de octubre de 1929.

2005.- Tras analizar el material recabado por la misión espacial Deep Impact, que se estrella el 4 de julio anterior contra el cometa Temple 1, científicos de diversos países determinan que se trata de materia orgánica procedente de su formación hace cuatro mil 500 millones de años.

2006.- El escritor portugués Antonio Lobo Antunes obtiene el Premio Iberoamericano de Letras “José Donoso”, en reconocimiento al carácter “soberanamente modulado” de su prosa y a su “singular sensibilidad para explorar la complejidad sicológica de sus personajes”.

2010.- Arqueólogos españoles identifican una nueva especie de dinosaurio, hasta ahora desconocida, la cual bautizan con el nombre de “Concavenator corcovatus”, descubierto en la provincia de Cuenca, en el centro de España.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.