Por contaminación y deforestación en el Pico de Orizaba, investigadores le dan solo 10 años de vida al Río Jamapa

Veracruz, Ver. Grave es la contaminación que está padeciendo la cuenca del Río Atoyac que bajando se convierte en Río Jamapa, los desechos de la alcoholera Zapopan, así como lo que arrojan los municipios que toca en su cauce y la deforestación que se está viviendo en el Pico de Orizaba de acuerdo con investigadores solo le darían 10 años más de vida para abastecer a la zona comercial más importante del Estado que es la conurbada Veracruz, Boca del Río y Medellín por la falta de acciones a favor de la conservación de esta cuenca que nace en el glaciar Jamapa.

El Presidente de “Pro Derechos Constitucionales AC”, José Enedino González Nava, informó que ellos son comuneros quienes viven y preservan la parte alta de la montaña del Pico de Orizaba, desde hace años con acciones mantienen la cuenca hidrológica del río Atoyac que se vuelve Jamapa pero afirma ya queda poco tiempo de abasto de agua si se sigue deforestando y no se siembra árboles, el agua escaseará cada vez más en la costa.

Actualmente los comuneros de la zona de nacimiento del Río Atoyac enfrentan desde falta de apoyos hasta el hostigamiento de quienes deforestan la zona de manera clandestina, lo talamontes que son protegidos por las autoridades porque siguen dañando el bosque y nunca los detienen.

El primer colapso ya fue el año pasado porque solo llegaron escurrimientos del río Atoyac pero ya no como en años anteriores. Los integrantes de colectivos y cooperativas ecoturísticas han recibido amenazas de muerte de la mafia organizada que tala los bosques en la parte alta con total impunidad.

Pero también reciben amenazas de los empresarios industriales que contaminan los ríos que ellos tratan de cuidar porque les cancelan salidas de agua que matan la vida de las cuencas hidrológicas; pero hay muchos más problemas en la salud de la gente que tienen que ver con el agua, los contaminantes de los monocultivos están acabando con todo, advierte.

“Tenemos actualmente centros ecoturísticos que estamos trabajando para que no deforesten y se siembre. Estamos buscando que se cuente con todo lo que marca la ley para evitar dañar más al medio ambiente”.

Actualmente también trabajan en un área protegida denominada “El Clarín” que tiene un total de 647 hectáreas en el primer impacto federal y en el segundo impacto estatal tiene áreas privadas de conservación es lo que están trabajando como área de preservación de los bosques.

También están limpiando el río Jabalíes apoyados por otras organizaciones, actualmente están depurando dicha cuenca de plásticos, uniceles, todo tipo de basura y contaminantes; recordó que los expertos investigadores dijeron que si en diez años no se hace algo entonces la zona costera se quedará sin agua.

“Esta lucha nuestra ha tenido muchísimo tiempo para preservar el río Atoyac, ya que primero querían hacer una fosa séptica pero logramos quitarla, luego conociéndonos como ambientalistas nos hicieron el seguimiento del área protegida y seguimos en la cuenca del río Atoyac para mantener el ciclo biológico del agua en los bosques”.

Los dos glaciares queda uno que es el de la cuenca del Jamapa-Atoyac, el de Jamapa viene por la parte alta superficial  y el otro viene infiltrado dentro de la montaña.

Infortunadamente el río Jamapa ya viene contaminado desde la zona de Huatusco, Paso del Macho, todas las comunidades que toca lo contaminan y al final llega a la zona conurbada; la labor de los comuneros ambientalistas es que mantienen el agua libre de contaminación durante ocho kilómetros hasta que llega a Potrero Nuevo donde se encuentra la alcoholera Zapopan, ahí el ingenio El Potrero y el municipio de Atoyac, ahí estamos dando la lucha con este Gobierno.

Al Gobierno del Estado y Federal ya le exigieron se crearan plantas de tratamiento adecuadas o en su defecto como sociedad civil ellos pararían la producción de caña y alcohol, que se blinde el río para no recibir más contaminación.

Dejó claro que también la ciudadanía debe hacerse consciente del cuidado del agua y contribuir a reforestar y no deforestar porque en breve podría ya no tener abasto y comenzar los problemas realmente grandes como en las grandes ciudades por la falta de agua, concluye.

 

 

 

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.