Atrae CNDH caso de July Raquel Flores, denunció fue victima de violencia sexual por policias ministeriales de Veracruz para declararse culpable en caso de rectora asesinada

Etelvina Garfias Garduño madre de July denuncia que no hay justicia en Veracruz, hasta la CEDH está vendida

Juan David Castilla/ July Raquel Flores Garfias cumplió diez meses recluida en el penal de Pacho Viejo, municipio de Coatepec, y este jueves 2 de septiembre sus familiares exigieron nuevamente su liberación al considerarla inocente.

Su madre Etelvina Garfias Garduño acudió a la audiencia intermedia en las salas de juicios orales, donde su defensa legal expondrá al juez que las pruebas de su presunta participación en el homicidio de Guadalupe Martínez Aguilar, rectora de la Universidad Valladolid, fueron obtenidas de manera ilegal y deben excluirse de la carpeta de investigación.
“Cualquier persona que tenga hijos sabe del dolor que estoy pasando al ver a mi hija aquí, quiero que me la devuelvan, es un infierno vivir en esto”, expresó con la voz entrecortada.
Entre lágrimas, la mujer recordó que su hija fue torturada sexualmente por policías ministeriales luego de su detención en la alcaldía de Álvaro Obregón, en la Ciudad de México, el pasado 6 de noviembre.
Sin embargo, acusó que hasta el momento las autoridades locales no la han apoyado en el caso, ni siquiera la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH), a cargo de Namiko Matzumoto Benítez.
Me pongo mal porque lamentablemente las autoridades de aquí no nos han apoyado en nada, le dieron la audiencia apenas el mes pasado y mi hija lleva diez meses recluida aquí. Lamentablemente derechos humanos de Xalapa no hizo nada, la Fiscalía de la tortura no me han querido recibir, en la Fiscalía de la mujer tampoco, no he tenido respuesta favorable por parte de ellos”.
Cabe recordar que los familiares de la detenida han denunciado que la carpeta de investigación por el asesinato de la Rectora, el 29 de junio de 2020, presenta diversas inconsistencias.
Incluso, el automóvil en el que viajaron los presuntos homicidas, era una unidad que funcionaba como Uber y que July Raqueó conducía, pero desde mayo ella dejó de laborar en esa unidad por la pandemia del SARS-COV-2 (COVID-19).
“En este día nada más espero que haya cosas favorables en la audiencia intermedia porque mi hija es inocente y lo voy a decir siempre, mi hija no tuvo nada qué ver en el hecho lamentable qué pasó con la señora Rectora, mi hija estaba en la Ciudad de México el día en que pasaron los hechos”, enfatizó su madre.
Por su parte, Melissa Zamora, abogada del Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín ProJuárez, indicó que continúa la investigación por los actos de tortura sexual de la cual fue víctima July Raquel después de su detención.
Desde hace unos meses el seguimiento fue atraído por la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) y este día se realizará el dictamen médico psicológico con base en el protocolo de Estambul, un medio de prueba importante en el caso.
“Esperamos un avance. El día de ayer fue el tercer informe de Gobierno y el Presidente afirmaba que en México ya no ocurren violaciones a derechos humanos y el caso de July es una muestra de que la tortura sigue siendo utilizada de forma sistemática en nuestro país y por eso es importante que se resuelva el caso”, expresó la abogada.

 

Comentarios

¡Síguenos!

A %d blogueros les gusta esto: