Álvaro Sánchez, el personaje oscuro y siniestro que tuerce la ley en la CDMX, ahora hace lo mismo con autoridades de Procuración de Justicia de Veracruz

- en Sociedad

Jesús Carranza, Ver.- Un video que circula en redes sociales, evidencia la forma de operar del presunto delincuente Álvaro Sánchez Sánchez, jefe de la célula delictiva “Los Sánchez”, que opera en el sur del EDOMEX y norte de Guerrero: el homicidio y la corrupción a las autoridades como mejor herramienta para escalar en el mundo criminal.

En el video se evidencia la trama en la cual envolvió a Jhovany Aguirre Benítez, alias El Gallo, detenido en agosto de 2021 en la CDMX, acusado de varios delitos de alto impacto, presuntamente por manipulación a la justicia por parte de Álvaro Sánchez, alias El Tartamudo.

Y es que según el video se mira que el día de la detención de El Gallo, en la CDMX, todo estaba tramado por El Álvaro, quien estaba molesto con El Gallo porque no se prestó a su negocio sucio de traficar desde la frontera sur de México al centro del país.

El Álvaro, según información de la Secretaría de Seguridad Pública y Ciudadana de la CDMX, forma parte de un entramado de familias criminales, con empresas que lavan recursos de procedencia ilícita.

En una denuncia presentada por El Gallo ante la Fiscalía General de la República, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, la Secretaría de Gobernación, la Guardia Nacional, la oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos y la Fiscalía General de Justicia de la CDMX, entre otras, una hora después de que El Gallo fue detenido por la Policía de la CDMX, en el traslado al Ministerio Público, El Tartamudo se acercó a los oficiales que lo detuvieron, y les exigió que le entregaran a El Gallo, pues ese era el acuerdo al que habían llegado, pero los policías no se lo dan y le dicen que se vaya –todo está en video—pues ya habían sido captados por cámaras de vigilancia y porque la familia del detenido también lo había gravado todo.

Evidentemente enojado, y manoteando, El Tartamudo se marcha de la escena, pero fue tiempo suficiente para ser video gravado  y su rostro se mira claramente.

En la denuncia, El Gallo dice que, estando bajo custodia de la policía, esposado, El Tartamudo se le acercó y le dijo:

YA VALISTE MADRE POR PENDEJO, POR NO QUERER AYUDARME, Y NADA MÁS PORQUE LA POLICIA FUE GRABADA CUANDO FUISTE DETENIDO, PORQUE DE OTRO MODO, TE HUBIERAN ENTREGADO CONMIGO Y AHORITA YA TE HUBIERA QUEBRADO (MATADO)”.

La detención de El Gallo –indica la queja—fue por una orden de aprehensión liberada por un juez corrupto, en donde “Álvaro me inventa que yo le robé a mano armada 2 mil 500 pesos a una mujer que nunca he visto”.

En el escrito, El Gallo expone que “soy una persona con recursos más allá de lo normal, pues cuento con empresas para venta y compra de ganado que mueven semanalmente varias jaulas de ganado desde Benemérito a Querétaro y por eso no cuento con necesidad de robar, esto ya ha sido probado por la Comisión Nacional Bancaria y de Valores”.

Con esa orden de aprehensión, es detenido gracias a una supuesta denuncia ciudadana, la policía se lo lleva, le revisa el coche, y no encuentran nada, pues el plan original era capturarlo y entregarlo al delincuente El Álvaro, dice la queja, pero al ser grabados en las cámaras, el plan se vino abajo, y a los oficiales no les quedó de otra más que consignarlo con delitos inventados.

Así,  16 horas después de la primera revisión a su vehículo, ya detenido, sin cadena de custodia, la policía encontró un kilo de droga y un arma sin permisos, por lo cual lo judicializaron y acusaron de toda clase de delitos, y fue difamado en diversos medios de comunicación.

“Eso lo hicieron por que no me podían entregar con Álvaro  Sánchez pues las cámaras frustraron el intento de asesinarme, pero me plantaron drogas  y un arma de fuego”, expone en su escrito.

Todo el coraje de El Tartamudo contra El Gallo –dice—es por que al menos en dos ocasiones éste se negó a moverle droga en su línea de tráilers que usa para transporta el ganado que le vende a las más reconocidas ganaderías de México, y que trae desde la frontera sur del país.

El Álvaro, según información de la Fiscalía de la Ciudad de México, cuenta con una orden de captura en Los Estados Unidos por tráfico de drogas, y está fichado como un importante operador de la venta y tráfico de estupefacientes en México, con un entramado de empresas criminales.

Este personaje –desde hace unos meses—se vino a comprar ranchos al sur de Veracruz, el más notable y famoso, el que tiene en Oluta, en donde se la pasa realizando reuniones con autoridades y personas en lo más discreto para corromper y que le brinden protección.

Fuentes anónimas indican que el pasado lunes, en su rancho de Oluta, Álvaro Sánchez sostuvo diversas reuniones con autoridades veracruzanas, entre ellas, ministeriales de Coatzacoalcos, Guardia Nacional de Caminos y ex Policía Federal de Caminos, ellos convivieron con este personaje, comieron carnes asadas, a pesar de que cuenta con historial delictivo por todo Centroamérica y los Estados Unidos, y nadie lo detiene, ni el Ejército ni la Marina. Se pasea impunemente por todos los caminos del sur de Veracruz, incluso, surca sus cielos sin ser molestado en sus distintas aeronaves.

Fue así como se planeó el operativo para inventar y sembrar delitos a las personas que estaban la  madrugada del miércoles  en el rancho de El Gallo, en Suchilapan, Jesús Carranza, entre ellas su secretaria, una cocinera, y dos escoltas, ambos capitanes del Ejército Mexicano en retiro.

Entrada al rancho de Álvaro Sánchez en Oluta, dónde recibe a autoridades y a los Real de Nuevo Morelos.

Este operativo fue encabezado por José Wong Reyes, quien lleva varios años de delegado de la Ministerial en Coatzacoalcos, donde no agarra a los homicidas, y muestra uno de los más bajos rendimientos como servidor público.

Esos detenidos, empleados de El Gallo, fueron presentados como grandes criminales, golpeados, humillados y torturados, para que confesaran delitos que no cometieron, además, les sembraron armas largas, cortas, droga, un auto con reporte de robo, y se inventaron que  protagonizaron un duelo a balazos con la policía, ya que tenían a una pareja secuestrada, lo cual resultó falso, según denunciaron los mismos padres de una de las detenidas, así como pueblo en general durante una protesta el jueves por la tarde en la explanada del ayuntamiento de Jesús Carranza.

Los manifestantes solicitaron a las autoridades que revisen bien este caso, pue Álvaro Sánchez es el que está moviendo los hilos del poder, al comprar autoridades corruptas y ser acogido por un grupo de caciques de Nuevo Morelos, entre ellos Severiano, Rubén y Ranferi  Real, ganaderos y empresarios hoteleros en esos rumbos, con quienes  constantemente departe con Álvaro Sánchez en su rancho en Oluta, o Álvaro Sánchez se traslada a las fincas de ellos en alguno de sus tres helicópteros para armas fiestas, con caballos bailadores, donde los ganaderos se la pasan quemando incienso a tan siniestro personaje.

Comentarios

  1. Pero detienen al exfiscal de veracruz por presuntos actos de secuestro y privación de la libertad, que clase de gobierno

¡Síguenos!

A %d blogueros les gusta esto: