Aplican electroquimioterapia a Lua con éxito en hospital veterinario de UVM

Lua recibe tratamiento exitoso sin necesidad de amputación/ amemos a nuestras mascotas...
- en Salud

Ciudad de México.-  El Hospital Veterinario de UVM llevó a cabo la aplicación de una electroquimioterapia a Lua, una perrita diagnosticada con un Hostiocitoma en su extremidad derecha, la cual tendría que ser amputada si no se hubiera realizado este tratamiento. Se trata de una técnica efectiva, no invasiva, que no presenta efectos secundarios y es posible deshacer la mayoría de los tumores en una sola aplicación.

La Dra. Mónica Samperio, especialista en oncología de este hospital, indicó que el objetivo es buscar alternativas innovadoras y eficientes en el tratamiento de pacientes oncológicos para, con ello, evitar cirugías y procurar mejor calidad de vida a los pacientes.

Durante el Tercer Congreso Internacional de Especialidades Veterinarias, médicos veterinarios de diferentes países se reunieron en la Universidad del Valle de México con el propósito de compartir buenas prácticas e intercambiar técnicas actuales, entre especialistas de instituciones pertenecientes a Laureate International Universities. Este año, para Oncología, se contó con la participación del Médico Veterinario Denner Santos de la Universidad Estatal de Sao Paolo Brasil (UNESP) -invitado especial-, quién colabora con la Red de Laureate e impartió una conferencia y un taller sobre la aplicación de la electroquimioterapia.

El Médico Veterinario Denner Santos explicó que en el procedimiento se pone al paciente un fármaco anticanceroso llamado Bleomicina, después de cinco minutos (tiempo en el que se alcanza la concentración máxima del fármaco alrededor del tumor), con agujas especiales se aplican pulsos eléctricos de mil voltios sobre el tumor.

“Lo que provoca la electroquimioterapia es que se abra un pequeño agujero dentro del tumor por donde ingresa directamente el medicamento, potenciando su efecto citotóxico y con ello la muerte del tumor.” explicó.

En el caso de la paciente Lua, solo será necesario una aplicación porque el tumor fue diagnosticado a tiempo. La recuperación normalmente tarda de 15 hasta 30 días, que es cuando se valora si el paciente necesita de una segunda sesión o no. “Va a depender del tamaño de la masa, pero normalmente con una sesión se puede lograr la tasa de cura”, añadió.

Agregó que esta técnica es más accesible y puede generar la cura del cáncer sin necesidad de una intervención más agresiva, como una amputación. Es posible a aplicarla ante diferentes tipos cáncer, tales como tumores de piel, orales o en órganos viscerales como hígado, próstata, o tumores intratorácicos. La excepción son los tumores óseos porque no pasa la conductividad eléctrica.

Una de las ventajas que tiene la electroquimioterapia respecto a la quimioterapia tradicional, es que no presenta signos segundarios, como vómito o diarrea. Se trata de una sesión breve que tarda alrededor de 10 minutos y una vez que el perro o el gato se despierta, puede ser llevado a casa y continuar con su vida normal. “No representa un daño funcional para ellos”, afirmó es especialista.

Denner Santos detalló que, tanto en perros chicos como grandes.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.